ir a pagina principal apessla

sábado, 22 de agosto de 2009

PROCEDIMIENTOS DE TRABAJO

PROCEDIMIENTOS DE TRABAJO, PASO INELUDIBLE PARA LA REDUCCIÓN EFECTIVA DE ACCIDENTES

La Ley 54/2003 de 12 de diciembre, de reforma del marco normativo de la Prevención de Riesgos Laborales, establece que para integrar la prevención en el sistema general de gestión las empresas han de implantar y aplicar un Plan de Prevención de Riesgos Laborales. Entre los contenidos mínimos que ha de tener el Plan de Prevención destacan los procedimientos y los procesos necesarios para realizar la acción de prevención de riesgos en la empresa. A nadie le sorprenderá oír hablar de "Procedimiento o Instrucciones de Trabajo" como herramienta que garantice un mínimo rigor a la hora de llevar a cabo los procesos o trabajos que entrañan complejidad y peligrosidad. Sin embargo, es difícil entender por qué aún no se han desarrollado criterios legales para la elaboración de los mismos, siendo necesario una vez más recurrir a la búsqueda de normas internacionales de "reconocido prestigio".


Como ejemplo sirva el "R.D 2177/2004, sobre trabajos temporales en altura" el cual se puede considerar relativamente reciente. Aún así, resulta cuanto menos extraño que no se haga referencia en ningún momento al término de "Procedimiento de Trabajo o Instrucción de Trabajo", si tenemos en cuenta que los sistemas actuales de gestión de la prevención se sustentan en la procedimentación como una de sus herramientas básicas de gestión.
Debemos considerar que los procedimientos específicos suponen una herramienta útil y práctica que puede facilitar a los "Recursos Preventivos" llevar a cabo sus funciones como tal al permitirles tener una base documental donde conste la forma específica de realizar una actividad o un proceso sobre la que poder tomar decisiones relativas a las condiciones de trabajo que han de supervisarse y controlarse.
El vacío legal existente es obvio; por esta razón el Departamento de Consultoría de Tecnología Vertical trata de aportar un poco de claridad en cuanto a los criterios a seguir a la hora de elaborar los Procedimientos Específicos de Trabajo que permitan desarrollar el trabajo en altura y espacios confinados en condiciones de máxima seguridad, sobre la base de considerar que los procedimientos son el soporte documental del Sistema de Gestión de Prevención de Riesgos Laborales.

Procedimientos específicos de trabajo en altura
Un procedimiento es una forma secuencial y sistemática de hacer las cosas más importantes durante un proceso o trabajo. El objetivo que proponemos es describir de forma detallada el método para llevar a cabo de forma correcta y secuencial (paso a paso desde el principio hasta el final) las actividades desarrolladas en altura de forma que se evite la aparición de errores en su ejecución. Es decir, se puede considerar que estos procedimientos normalizados o instrucciones de trabajo son fundamentales para la correcta realización de los trabajos con elevado riesgo potencial de caída a distinto nivel.
Los procedimientos específicos de trabajo deben ser una herramienta útil para conseguir los siguientes objetivos:

Establecer las obligaciones relativas a seguridad que han de cumplir los trabajadores, así como las medidas de control sobre los puntos más críticos del trabajo.

Fijar criterios de referencia para formar y orientar a los trabajadores de nueva incorporación, en ausencia de criterios legales que regulen la formación.

Complementar las instrucciones dadas por los mandos intermedios.

Facilitar la concienciación de los trabajadores al verse implicados en la elaboración de las secuencias de trabajo que ellos mismos han de realizar.

Facilitar la obtención del nivel de eficacia previsto y la investigación de los accidentes e incidentes, en caso de que se produzcan.

El Departamento de Consultoría de Tecnología Vertical apuesta por las "Instrucciones de Trabajo" sencillas, claras y concisas, además de incluir los medios de protección colectiva o individual que han de emplearse para cada actividad.
La estructura tipo de un Procedimiento Específico para trabajos en altura debe ser la siguiente:
1. Título
2. Objeto
3. Alcance o ámbito de aplicación
4. Definiciones
5. Referencias legales y normativa
6. Responsabilidades
7. Equipos de protección
8. Desarrollo del Procedimiento
9. Medios humanos y materiales específicos
10. Formación e información a los trabajadores
11. Control de aplicación del procedimiento
12. Anexos

La implicación y participación de las personas que trabajan en las actividades es fundamental para que el documento no les resulte ajeno y porque su aceptación va a ser esencial en la implantación de los mismos.

Secuencia sugerida por el Departamento de Consultoría de Tecnología Vertical para la elaboración de un procedimiento de trabajo normalizado:

Identificamos los trabajos y lugares críticos en los que concurran alguno de los siguientes aspectos:

Se realizan a una altura igual o superior a los 2 m. por encima de un nivel inferior del que el operario puede caer.
Se realizan a una profundidad igual o superior a 2 m. con respecto al nivel desde donde accede el trabajador.
Aquellos en los que se utilicen escaleras manuales para acceder, descender o posicionarse para realizar el trabajo a más de 3,5 metros de altura.
Se realizan a alturas o profundidades inferiores a las mencionadas, pero por criterios internos de la empresa

Analizamos las secuencias que compone el trabajo en cuestión.
Establecemos las medidas correctoras o de control en cada caso conforme a las recomendaciones relativas a los equipos de trabajo sin olvidar la propia experiencia de los trabajadores.
Identificamos y evaluamos los riesgos asociados a los diferentes pasos en que se divide el trabajo.
Describimos la forma de realizar el trabajo detalladamente, destacando los aspectos o partes de la tarea donde es necesario prestar especial atención debido a las consecuencias que para la seguridad puedan suponer.

Resumiendo, en la elaboración de un procedimiento específico de trabajo ha de tenerse en cuenta los siguientes aspectos:
➠ Ser simple.
➠ Incluir los requisitos de la norma de referencia (OHSAS 18001:1999, LPRL).
➠ Incluir las actividades críticas del proceso que describe.
➠ Incluir las funciones, responsabilidades e información referenciada.


➠ Ser elaborado con la participación de los que llevar a cabo el proceso.
➠ Ser aplicado en un tiempo breve.
➠ Ser ajustado tras su aplicación.

No olvidemos que, a pesar de que la empresa puede optar por modalidades de gestión de la prevención, en las que una gran parte de la tarea recae sobre una empresa especializada externa (Servicios de Prevención Ajenos o Sociedades de Prevención), esto no se debe interpretar como un "traspaso de responsabilidades". Tal es así que la verdadera función preventiva sigue recayendo sobre la propia empresa debiendo garantizar la implantación de todos los aspectos contenidos en el Plan de Prevención.

Entre estos aspectos toman especial relevancia los "Procedimientos de Trabajo" puesto que realmente son el resultado práctico de todo el sistema de gestión de la prevención, aplicable en el desarrollo de las tareas cotidianas que han de realizar los trabajadores.
El Departamento de Consultoría de Tecnología Vertical, basándose en la experiencia adquirida tras varios años asesorando y formando a diferentes clientes, junto con el conocimiento profundo de los equipos y sistemas anticaídas, de sujeción, rescate, etc. ha desarrollado una serie de pautas a seguir en la elaboración de los procedimientos de trabajo o instrucciones técnicas de trabajo.

Departamento de Consultoría de Tecnología Vertical



--
...



--
                          APESSLA
Fortaleciendo la Calidad de Vida de sus Asociados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Buscar este blog

Cargando...

Seguidores